CRECIENDO PROFESIONALMENTE


CRISTIÁN ZAMBRANO, DE PROFESIÓN  ELECTRÓNICO INDUSTRIAL, TIENEN UNA HIJA DE 6 AÑOS, NACIDO EN LA CIUDAD DE LA SERENA, Y ACTUALMENTE VIVE EN LA CIUDAD DE COQUIMBO.

Ingresó a realizar su práctica en CMSG, luego de pasar por el área de control de calidad, eléctrica mina, eléctrica planta, el  2004 asumen el cargo de Jefe taller  Eléctrico  mismo año en el que comienza a estudiar para sacar su título de técnico nivel superior de electrónica industrial en horario vespertino, sacando la mejor licencia de su promoción. En abril del 2009 asume oficialmente como Jefe Mantención Talleres Planta de Lambert aceptando el desafío de estar a cargo de ambas  áreas.

ZAMBRANO

Cristián dice que con esfuerzo sumado al apoyo y confianza de CMSG, el administrador de la Faena, y sus trabajadores, ha podido ir creciendo profesionalmente, Ahora sus desafío en el ámbito personal es sacar el título de Ingeniería Mecánica o Industrial, y en el ámbito laboral es estructurar el área a través una planificación y ordenamiento del área de mantención planta, con el objetivo de lograr mejor eficiencia y disponibilidad de los equipos plantas para cumplir de mejor forma las metas de producción de la faena

“CON EL COMPROMISO DE LOS AÑOS”


NORMAN MANUEL CERDA URBINA

PRESENTE DESDE LOS INICIOS DE FAENA LAMBERT, NORMAN CERDA MAS CONOCIDO COMO “NORMITA” NOS CUENTA SU PASO, ANECDOTAS Y DESTACA EL VALOR DEL COMPROMISO PARA SACAR ADELANTE CUALQUIER PROYECTO.  LA HISTORIA QUE EL NOS CUENTA SE PRESENTA EN VARIOS “CAPITULOS” PARA MANTENER EL SUSPENSO  DE LA HISTORIA.

 

“ Valoro la seriedad que tienen para pagarle a la gente y que don Patricio siempre está dispuesto a escuchar. Yo he tenido compromiso y lealtad, porque también han sido buenos conmigo” “ Valoro la seriedad que tienen para pagarle a la gente y que don Patricio siempre está dispuesto a escuchar. Yo he tenido compromiso y lealtad, porque también han sido buenos conmigo”

Norman Manuel Cerda Urbina, casado, 3 hijos y dos nietos, oriundo del puerto de Coquimbo, proviene de una extensa familia de 6  hermanos, comienza a trabajar a los 12 años de edad, recuerda que su primer trabajo lo desarrolló durante 3 años en la LANERIA AUSTRAL, donde actualmente se ubica la Administración central de la Cia. Minera San Geronimo, posteriormente y por 20 años trabajó en FERRONOR, luego por 10 años probó suerte en la ciudad de Talca, retornando a la región el año 1986.

Recuerda en su retorno el trabajo con el Sr. Hernandez, propietario de AGUA GRANDE, luego SAN LORENZO, antes que pasara a ser parte de CIA. MINERA SAN GERONIMO el 1º de junio de 1989.  “yo le di el dato a don Patricio que se vendía esta planta, porque quebró”.

 “Conocemos a la familia de don Patricio Rendic, porque mi padre fue ferroviario en el sector de Almirante Latorre, donde tuvieron contacto con los abuelos de don Patricio”, posteriormente y cuando la Planta pasó a ser propiedad de Cia Minera San Geronimo, nos cuenta , que don Patricio le ofreció trabajo “recuerdo con gran cariño a don Dalibor, don Yerko, Don Luis Caceres, Don Cesar Urizar”. “Recuerdo la siguiente anécdota: En la que es la oficina de los pileros actualmente, estaba mi oficina, yo me sentaba en un sillón, y tenia una banca para las visitas, don Patricio se sentó en la banca, y como ya había comprado la Planta me dijo “ Ahora yo soy el dueño, tu te sientas en la banca”.

 “El primer administrador fue don Francisco Muñoz, el cual estuvo por 6 días, él rearmó la planta, y con la puesta en marcha llegó don Claudio Didier. Cuando don Claudio llegó pintaba, operaba maquinarias, soldaba, pagaba, etc…. Hizo de todo.”

Don Norman practica claramente el valor asociado a la

RESPONSABILIDAD

Tomamos decisiones en forma consciente y asumimos las consecuencias de nuestras acciones. Cumplimos nuestros compromisos, cuidamos en todo momento la calidad de nuestro trabajo y nos relacionamos de manera honesta, transparente y leal. 

PLANTA TALCUNA REFLEJO DE LA HISTORIA DE CMSG


pancho

FRANCISCO MUÑOZ COMPARTE CON NOSOTROS PARTE DE LA HISTORIA DE LA PLANTA TALCUNA.

 

CMSG tiene una historia que puede ser contada gráficamente con  fotos que tenemos de la planta Talcuna, una empresa pequeña, poco sofisticada de muchos sacrificios, hoy una empresa mediana, que esta innovando y automatizando sus procesos y controles.

Dos pilares de nuestro quehacer  diario  sustentan esta historia y son parte de  las fundaciones donde estamos construyendo nuestro futuro en CMSG.

 AUSTERIDAD Y EFICIENCIA

Alcanzamos las metas que nos proponemos en el tiempo requerido, cuidamos los recursos de la empresa como si fueran propios e invertimos sólo en lo que es necesario y aporta  a los resultados.

 FLEXIBILIDAD

Estamos atentos a las oportunidades y riesgos del entorno, generando respuestas ágiles y eficaces, aprendiendo de la experiencia y adaptándonos rápidamente a las nuevas maneras de hacer las cosas.

 

En el año 1988-1990, se trabajaba con una planta de 15 ton / hora y consistía en un buzón , chancador de mandíbulas  marca Denver de 10 x 20 y  se acopiaba en un silo a través de un elevador de capachos, la distribución a 8 tolvas de trapiches se realizaba a través de un carro minero

En el año 1988-1990, se trabajaba con una planta de 15 ton / hora y consistía en un buzón , chancador de mandíbulas marca Denver de 10 x 20 y se acopiaba en un silo a través de un elevador de capachos, la distribución a 8 tolvas de trapiches se realizaba a través de un carro minero

 

El año 1990 se instala una planta para 30 Tons/hora y con circuito ya más convencional con tres etapas con chancador primario de 600x400, 02 chancadores Denver de mandíbulas de 10 x 20 y en etapa terciaria había un chancador de 3 pies SH en circuito cerrado

El año 1990 se instala una planta para 30 Tons/hora y con circuito ya más convencional con tres etapas con chancador primario de 600x400, 02 chancadores Denver de mandíbulas de 10 x 20 y en etapa terciaria había un chancador de 3 pies SH en circuito cerrado

 

En año 2008 se instala planta actual con capacidad de 140 tons/hora y equipos e de última generación con control automático.

En año 2008 se instala planta actual con capacidad de 140 tons/hora y equipos e de última generación con control automático.

Hacemos llegar un afectuoso saludo a todos quienes han colaborado en la transformación de los sueños en realidades.

La matanza de la Escuela de Santa María


FREDDY ALUCEMA DE LAMBERT NOS HA ENVIADO ESTA COLABORACIóN

Orígenes de la tragedia

Los antecedentes de esta confrontación entre los trabajadores y la fuerza pública se remontan a las protestas y reclamos de cargadores y lancheros de varias empresas salitreras, las cuales les negaron el derecho a que se les pagara un sueldo de acuerdo con un cambio estable. Los obreros también solicitaron un aumento del salario, ya que este no les alcanzaba para alimentarse.

Una muestra de las fichas que reemplazaban al dinero en las pulperías
Una muestra de las fichas que reemplazaban al dinero en las pulperías

Al no ser tomados en cuenta, exigieron que les facilitaran los medios para volver al sur del país, desde donde ellos habían viajado.

Ante una nueva respuesta negativa a sus demandas, los trabajadores decidieron ir a la huelga, a la cual se plegaron rápidamente obreros de otras oficinas salitreras (12 de diciembre de 1907). Los mineros entregaron a las compañías un pliego de peticiones, el cual fue rechazado.

Una mala aventura

La fe de los obreros en que el Gobierno mediaría para solucionar el conflicto, pronto comenzó a desaparecer con los hechos ocurridos en la oficina Buenaventura. Mientras en este lugar se desarrollaba una reunión entre los dirigentes de los trabajadores con el intendente Carlos Eastman Quiroga (20 de diciembre de 1907), fueron detenidos a balazos unos trabajadores que trataron de enviar a sus familias a Iquique. Hubo seis muertos y varios heridos.

A la mañana siguiente se efectuaron los funerales y el intendente suspendió, a través de un decreto, las libertades constitucionales. Además, ordenó a los huelguistas trasladarse a las canchas del Club Hípico.

Iquique rodeado

Los obreros se concentraron en la Plaza Manuel Montt, en Iquique, utilizando carpas armadas en forma provisoria. El resto, en el que también había muchos peruanos y bolivianos, ocuparon los grandes espacios de la Escuela Santa María, que se ubicaba a lo largo de todo un lado de la plaza. En total, se calcula que se reunieron entre 8 mil y 10 mil hombres, mujeres y niños.

Mientras los delegados de los obreros negocian con el Intendente, las fuerzas militares rodean el sitio del trágico suceso ocurrido el 21 de diciembre de 1907.
Mientras los delegados de los obreros negocian con el Intendente, las fuerzas militares rodean el sitio del trágico suceso ocurrido el 21 de diciembre de 1907.

Para evitar que siguieran llegando más trabajadores a la ciudad, las autoridades dispusieron la detención de aquellos que viajaban con ese objetivo. Además, el gobierno solicitó la movilización hacia la ciudad de las tropas de los regimientos Esmeralda de Antofagasta, Rancagua y Atacama de Tacna, para fortalecer los de Carampangue y Granaderos, con sede en Iquique.

La matanza

Los trabajadores no quisieron ir al Club Hípico, debido a que pensaban que iban a ser bombardeados en el camino por los cañones de los barcos que estaban apostados en la bahía. Sin embargo, el general Roberto Silva Renard y el coronel Sinforoso Ledesma insistieron al comité de los obreros y los amenazaron con disparar si no desocupaban el recinto.

En efecto, las tropas abrieron fuego contra los miembros del comité, ante la sorpresa de los obreros. Luego, el resto de los uniformados ingresó a la escuela con ametralladoras, matando a los hombres, mujeres y niños que se hallaban adentro. Sobre la cantidad de muertos no se estableció una cifra definitiva, aunque se cree que fueron entre 500 y 2.000.

Escuela Santa María de Iquique.
Escuela Santa María de Iquique.

El resto de los sobrevivientes fue llevado a la Pampa y se les impuso un régimen de terror.

“EL VALOR DE LA FAMILIA, Y LA IMPORTANCIA DEL TRABAJO.”


JUAN ALEJANDRO MIRANDA GALLEGUILLOS

CON GRAN MOTIVACIÓN JUAN MIRANDA NOS CUENTA DE SU EXPERIENCIA  LABORAL Y COMO HA INFLUIDO ESTA EN SU VIDA FAMILIAR.

dsc03470

“Trabajar en la Planta ha sido bueno para mi familia y para mi, y con el turno 4x4 mejor….todos los días estoy en la casa….”.

Juan Alejandro Miranda Galleguillos, 26 años de edad, casado con Melissa Lisera Cortes, padre de Benjamín de 5 años de edad.   Nacido en La Serena, vivió durante 21 años en la Higuera, se radica finalmente en Lambert, localidad que lo acoge y le permite desarrollar sus metas personales y laborales también.  Se casa el  16 de febrero de 2008 con Melissa, hija de Richards Lisera, trabajador de la Cia Minera San Geronimo, Planta San Lorenzo.

dsc03468

“ Tenemos que cuidar este trabajo que nos permite tener una vida familiar…y estar todos los días en casa”

 

Juan recuerda sus comienzos en la minería, con CMP, donde realizaba labores de pesaje, y según nos cuenta debía cumplir largas jornadas de trabajo con un turno de 6×1, sin posibilidad de estar con su familia. Hace 3 años  ingresa a la Cia Minera San Geronimo en envasado, y posteriormente es trasladado a Planta.

P: ¿Qué destacas entonces de tu experiencia, y le transmites a tus compañeros?

R:  “ Debemos aprovechar el aprender en esta Empresa, es una buena escuela, sobre todo porque acá hay personas que saben mucho…” . 

 

“LA IMPORTANCIA DEL RESPETO POR LOS DEMAS”


VICTOR MANUEL COLLAO CORTES

CON UN GRAN SENTIDO DE RESPONSABILIDAD, DEDICACIÓN Y CARIÑO POR LO QUE HACE, DON VICTOR NOS CUENTA COMO HAN SIDO ESTOS 15 AÑOS TRABAJANDO EN LAS EMPRESAS RENDIC.

Victor Collao

“ ….No tengo nada que decir, acá son todos muy respetuosos …eso es lo que he encontrado todo el tiempo que he trabajado aquí”


Victor Collao Cortes, 83 años de edad, casado con la Sra. Nelia Rodriguez, orgulloso de su nieto de 13 años Felipe Plaza, nacido en Algarrobito, proveniente de una familia de esfuerzo, comienza a trabajar a los 11 años de edad en diversas haciendas. Hace 15 años ingresa a trabajar en supermercados RENDIC, cuando el sector de administración había sido adquirido hace poco tiempo a una empresa de fabricación de lanas, “aquí todavía estaba la lanería, y en este lugar no había mas que tierra”….fue así como trabajó los hermosos jardines que hoy tiene y mantiene en el sector administración. Actualmente trabaja en la Minera San Geronimo, y destaca de todos los años de trabajo con la Familia Rendic, el respeto con el que siempre lo han tratado, especialmente don Dalibor, el cual destacaba su esfuerzo y trabajo constantemente.

 

Nota de la Redacción el sentimiento de don Victor es lo que cada trabajador debe sentir  y practicar el valor que hemos definido como:

 

RESPETO

Aceptamos y valoramos a todas y cada una de las personas con quienes nos relacionamos independientemente de su rol y jerarquía. Asimismo cuidamos nuestro entorno físico, social y normativo, realizando una actividad minera consciente y rigurosa en el cumplimiento de sus procedimientos.